Deportes Mas noticias

DEPORTE: El Madrid pierde y Neymar y Suárez colocan líder al Barsa

ba9034f222e9c16b43de3af596917e2e_300x226BARCELONA, España — Neymar y Luis Suárez ampliaron su racha goleadora el domingo y alzaron al liderato de la liga española al Barcelona, que ganó 3-0 de local al Villarreal con dos tantos del brasileño y otro del uruguayo.

Los azulgranas lograron distanciarse del Real Madrid, que al cierre de la undécima fecha perdió su invicto al caer 3-2 en Sevilla pese a adelantarse con un golazo de Sergio Ramos a los 22 minutos.

Ciro Inmobile (36), el argentino Ever Banega (61) y Fernando Llorente (74) voltearon el resultado del lado local y dejaron a los madridistas, que apenas celebraron el regreso con gol en los descuentos del colombiano James Rodríguez, en el segundo lugar de la clasificación con 24 puntos.

“En estos campos se ganan las ligas y estuvimos demasiado estáticos. Hemos hecho mal las cosas”, resumió Ramos, quien acabó lesionado.

Neymar y Suárez se han combinado para anotar 20 de las 23 dianas del Barsa, líder con 27 unidades, desde que Lionel Messi cayera lesionado por la sexta fecha. Y quizás no sea tan imperiosa la recuperación del astro argentino cara al clásico que ambos equipos deben disputar dentro de dos semanas, dado el estado de forma del brasileño, quien abrió y cerró el marcador con goles a los 60 y 85 minutos, y el uruguayo, quien completó la cuenta a los 70.

“Somos infinitamente más fuertes con Messi. Solo nos preocupa que se recupere bien. No está descartado”, reconoció el técnico, Luis Enrique.

El último gol de Neymar fue especialmente fantasioso, al deshacerse de su marcador con un globo en carrera y remate a la media vuelta. “Había pensado la jugada antes y me salió. Estoy muy feliz”, dijo Neymar, actual máximo cañonero del campeonato con 11 dianas.

Los barcelonistas siguen perfectos en su estadio y sumaron su cuarto partido sin encajar un gol, mientras que el Villarreal marcha quinto con 20 puntos. El Sevilla mejoró a décimo.

El Atlético de Madrid es tercero con 23 unidades tras ganar de local por 1-0 al Sporting de Gijón, gracias a un gol en los descuentos de Antoine Griezmann.

Los dirigidos por el argentino Diego Simeone volvieron a evidenciar su falta de pegada en el área rival y solo lograron decantar la balanza en el último suspiro, cuando el central uruguayo Diego Godín prolongó un pelotazo para el delantero francés, quien se anticipó también de cabeza.

“Se sufrió porque esto es el Atleti. Esto nos refuerza. Seguimos por el camino del trabajo y la humildad”, explicó Godín.

El Athletic de Bilbao también venció de local al Espanyol por 2-1 y celebró un magistral tanto de Iñaki Williams, quien improvisó un sombrero sobre el chileno Enzo Roco antes de empalmar espectacularmente al rincón.

La primera mitad fue pareja en Barcelona, con claras ocasiones para ambos equipos. Los locales, cada vez más cerca del desequilibrio ante un Villarreal desfondado tras el descanso, capitalizaron su esfuerzo en la presión avanzada que generó robo y asistencia decisiva de Sergio Busquets para Neymar, hábil en el control y definición de zurda.

Tras el tanto del brasileño vino el de Suárez, cuando el uruguayo convirtió con seguridad un penal de Jaume Costa a Munir El-Haddadi. La jugada, nuevamente, la había iniciado una recuperación del omnipresente Busquets.

El tercer gol fue una maravilla de Neymar al contragolpe, otra vez en asociación con Suárez y finalizada de forma inverosímil, al inventar un sombrero sobre Costa con la espuela zurda y disparar con la diestra girando sobre sí mismo, raso y junto al poste.

Pese a cobrar ventaja, el Madrid sufrió en Sevilla. Los merengues se adelantaron con un espectacular tanto de chilena de Ramos, quien quedó dolorido del hombro izquierdo en la caída y acabó siendo relevado por Raphael Varane.

Su ausencia pesó en el equipo de Rafa Benítez, que previamente había manufacturado una volea al poste de Nacho Fernández y contó otras dos claras ocasiones del reaparecido Gareth Bale, pero acabó encajando el empate cuando Kiko Casilla midió mal un tiro de esquina, rematado con poco ángulo a la red por Inmobile.

El segundo tanto del Sevilla cayó por vía de Banega, puntual llegador al corazón del área para empujar un cruce del veloz Yevhen Konoplyanka desde la izquierda.

Sin juego, ideas, e incluso piernas, el Madrid buscó soluciones en el ingreso de James, quien jugó por primera vez en liga desde el mes de agosto, antes de caer lesionado con la selección colombiana.

Pero su impacto no bastó para alterar un panorama en que Cristiano Ronaldo evidenció una vez más su pésimo momento: Sergio Rico atajó espectacularmente un cabezazo de Casemiro mientras que Casilla, sustituto del costarricense Keylor Navas, poco pudo hacer para evitar el tercero del Sevilla, cabeceado por Llorente sin oposición.

En la última jugada del partido, James dejó patente su calidad al recortar desde fuera del área, escaso consuelo para el equipo de Benítez.

“Teníamos que haberles rematado en la primera mitad. Faltó dominio de la situación y crecieron con nuestros errores”, analizó Benítez. “Espero que reaccionemos bien para el clásico”.

Benítez se refirió también a James: “Es un gran jugador, pero todavía le falta bastante trabajo y tiempo que puede tener”.

 

Publicidad

Related Posts